-->
Aseméjanos a ti y enséñanos a caminar por la vida tal como tú la hiciste : fuerte y digna, sencilla y bondadosa, repartiendo amor, paz y alegría. En nosotros recorre nuestro tiempo preparándolo para Cristo Jesús.
Autor: P. José Kentenich.
Altar Virtual
NUESTROS SITIOS EN LA WEB - CLIQUE PARA VISITARNOS

martes, 29 de septiembre de 2009

EN ACCION DE GRACIAS

A SAN MIGUEL, SAN GABRIEL Y SAN RAFAEL

Por Pelussa

¡Dios Uno y Trino, Omnipotente y Eterno! antes de recurrir a tus siervos, los Santos Angeles, nos postramos ante Tu Presencia y te Adoramos: Padre, Hijo y Espíritu Santo.


Poderosos Angeles Santos, que nos fueron concedidos por Dios para nuestra protección y auxilio, en nombre de la Santísima Trinidad les suplicamos
ANGELES DE DIOS
Click para escuchar



Arcángel Miguel: Que combate por nosotros al enemigo y lo precipita en el infierno, deshaciendo toda la mentira e ilusión de los cuales se sirve. Que aumenta en nosotros el amor a la Santa Misa y a la Sagrada Eucaristía.


Oración: "San Miguel Arcángel, defiéndenos en la batalla. Sé nuestro amparo contra la perversidad y asechanzas del demonio. Reprímale Dios, pedimos suplicantes, y tú, Príncipe de la Milicia Celestial, arroja al infierno con el Divino Poder a Satanás y a los otros espíritus malignos que andan dispersos por el mundo para la perdición de las almas. Amén."







Arcángel Gabriel: Que aumenta en nosotros el amor a María y le
presenta nuestras peticiones.



Oración: Tú Angel de la encarnación. Mensajero fiel de Dios, abre nuestros oidos para que puedan captar hasta las mas suaves sugerencias y llamadas de la Gracia nacidas del Corazón Amabilísimo de Nuestro Señor. Te pedimos que te quedes siempre junto con nosotros para que, comprendiendo bien la palabra de Dios y sus inspiraciones, sepamos obedecerle, cumpliendo dócilmente lo que El quiere de nosotros. Haz que estémos siempre vigilantes y disponibles. ¡ Que el Señor, cuando venga no nos encuentre durmiendo! Amén.








Arcángel Rafael: Que nos defiende de las potencias del mal, de las enfermedades y nos acompaña en los viajes. Es nuestro consuelo en las dificultades y nos fortalece en el desánimo y en la depresión. También es el que ilumina a los padres confesores y orientadores espirituales.




Oración: Tu que eres lanza y bálsamo del Amor Divino hiere nuestro corazón y deposita en el un amor ardiente a Dios. Que la herida no se apague en el para que nos haga perseverar todos los días en el camino de la caridad y del amor. ¡ Que venzamos todo por amor! Amén.

Gloria al Padre, Gloria al Hijo y Gloria al Espíritu Santo. Como era en un principio, por los siglos de los siglos. Amén

Oraciones extraidas del libro ORACIONES DE PODER escrito por Maisa Castro. Org.